“Mi esposo estaba sufriendo un infarto, llamé inmediatamente a Rescare y en 20 minutos ya habían llegado”